Los postes de la pista, su importancia y el papel que cumplen durante la Carrera

La mayoría de las pistas de Estados Unidos son de una milla u 8 furlongs

Alrededor de las pistas de carreras de todo el mundo existen diferentes marcas, postes, “poles”, puntos de referencia, que cumplen una función importante como indicadores o señales que ayudan a establecer y determinar el desempeño de un caballo.

Si prestamos atención, cuando vemos una carrera, podemos observar que desde la arrancada y en la medida en que los caballos avanzan, estos van dejando atrás postes de diferente forma y colores. En Norteamérica y algunos otros países, incluyendo México, las distancias en las carreras de caballos Pura Sangre se miden en “furlongs”.

El término “furlong” se origina de la combinación de dos palabras usadas por los granjeros ingleses como términos de medición, “furh” para “furrow” (surco) y “lang” para “long” (largo) y equivale a 660 pies, 220 yardas ó 200 metros.

La mayoría de los hipódromos en Norteamérica constan de una pista principal de arena, por lo general un óvalo con una distancia de una milla, ocho “furlongs” ó 1,600 metros (Keeneland 8.5 f, Gulfstream Park, Arlington Park, Saratoga y Aqueduct 9 f y Belmont Park 12 f). Internamente, en la mayoría de los casos, habrá una pista de grama de menor distancia, siete “furlongs” ó 1,400 metros, o pistas de arena más cortas.

La Racing Commissioners Internatiional (RCI) ha acordado que los postes que identifican cada furlong estén pintados de blanco con franjas verdes. En esta imagen indica que faltan 200 metros para la meta

Ese óvalo de una milla puede ser dividido perfectamente y marcado con postes en ocho porciones iguales, con un poste ubicado cada “furlong”. La “Racing Commissioners International” (RCI), el ente que rige todos los aspectos que giran alrededor de una carrera de caballos en los Estados Unidos, Canadá, México, Jamaica y Trinidad Tobago (reglas, apuestas, licencias, medicación, anti-doping, entre otras), ha acordado que los postes que identifican cada “furlong” estén pintados de blanco con franjas verdes.

Adicionalmente, una pista de una milla, también puede ser dividida en dieciséis porciones más pequeñas ó 1/16 de milla, que son señalados con postes ubicados a cada cien metros, medio “furlong” ó 110 yardas. De acuerdo a la (RCI), los postes que marcan cada 1/16 de milla deben ser blancos con franjas negras.

Finalmente, la pista de una milla puede ser dividida en cuatro porciones iguales de 1⁄4 de milla, dos “furlongs” o 400 metros. Estos últimos postes coinciden con el 1⁄4 de milla, la 1⁄2 milla, los 3⁄4 de milla y la propia raya, y de acuerdo a lo establecido por el (RCI) estos deben ser blancos con franjas rojas. Estos postes, marcan o coinciden con los “Points of Call” o los puntos donde se registra el tiempo parcial o la fracción que genera el líder de la competencia.

En una competencia, comenzando desde el punto de partida, en la medida que los

caballos avanzan, cada poste que alcanzan, va a indicar cual es la distancia que le falta al caballo recorrer desde ese punto hasta el final.

Por ejemplo, el poste de 1/16 indica que a partir de ese punto sólo falta 1/16 de milla ó 100 metros para terminar la prueba, el poste de los 3⁄4 de milla indica que de ese punto a la raya habrán 6 “furlongs” ó 1,200 metros más de recorrido y así lo mismo para cada poste ubicado a lo largo del trayecto de la pista.

La mejor manera de visualizar el punto de referencia que cada poste identifica, es comenzar desde la meta e ir en sentido retrógrado a lo largo de todo el óvalo. El primer poste que está justo antes de la raya, blanco con franjas negras, de 1/16, indica que de ahí a la raya sólo quedan por recorrer 100 metros.

El siguiente poste será blanco con franjas verdes, uno de los “furlongs poles”, que alerta al jinete que faltan 200 metros ó 1 “furlong” para el final. Siguiendo la secuencia, habrá otro poste de 1/16 que está justo a 300 metros de la raya y por último en el orden, un poste blanco con franjas rojas que representa los 400 metros finales de carrera.

Así se continúa el mismo patrón (1/16 ó 500 finales, un “furlong pole” 600 metros finales ó 3⁄8 de milla, otro poste de 1/16 ó 700 metros finales, uno blanco y rojo que corresponde a la 1⁄2 milla u ochocientos metros finales) a lo largo de todo el óvalo.

Un ejemplo de un trabajo entre los miles que se realizan cada mañana, puede ayudar a ver más claramente lo que hasta aquí hemos hablado.

“ Balance” despegó a la altura del poste de los 5⁄8 de milla, uno de los “furlongs pole” ubicado a 1,000 metros de la raya. Él junto a un compañero de establo, recorrieron el primer “furlong” o los primeros 200 metros del trabajo en 14.20 segundos. Al alcanzar el poste de los 800 metros finales ó de la 1⁄2 milla, uno de los postes blanco con rayas rojas, aceleraron y “Balance” respondió muy bien.

Ya en plena recta y con sus energías intactas, alcanzó el poste blanco con rayas verdes de 1⁄8 de milla, que indicaba restan 200 metros para la raya. Cuando cruzó por el poste de 1/16, faltando 100 metros, se despegó y cruzó la raya con 1 1⁄2 cuerpo de ventaja sobre su compañero. “Balance” continuó su trabajo galopando 400 metros más hasta el poste blanco y rojo de los 3⁄4 de milla”.

Los postes blancos con franjas negras están ubicados a cada cien metros, 1 1/16 millas, medio “furlong” o 110 yardas

Estas “señales”, son de gran importancia para entrenadores y jinetes, bien sea durante los trabajos o los días de carrera. Pero también son útiles para los “relojeros”, “handicappers”, narradores y aquellos fanáticos con mayor conocimiento que les permite observar y seguir una carrera con una mejor idea de lo que está sucediendo.

En un artículo publicado sobre el tema por el website del hipódromo de Del Mar, se buscó la opinión de algunos profesionales sobre el uso y la importancia que los postes tienen cuando se ejercita o se corre un caballo. Kent Desormeaux decía… ”Los postes clave para mí en la pista comienzan con el poste de franjas verdes en la última curva (el poste de los 3⁄8 de milla o de los 600 metros finales)…el poste de la excitación”…

”Es el momento en que le pides a tu caballo que comience a acelerar…Es cuando le haces saber que es hora de tomarse las cosas en serio”… “Luego cuando alcanzas el poste de franjas rojas (el de 1⁄4 de milla ó 400 metros finales), tú sabes que vas en busca del triunfo”.

Desormeaux explica que la mayoría de los caballos y especialmente aquellos con “clase”, son capaces de tener un buen último 1⁄4 de milla por lo que su trabajo es tratar de encontrar el “paso” energéticamente eficiente para su caballo y mantenerse ahí hasta los 400 metros finales y de ahí exigirle el esfuerzo final… “Si te ves en la necesidad de exigir antes, entonces estarás en problemas”.

Mike Smith, un jockey con un gran juicio del “pace” decía al respecto… “Conocer los postes es el todo del asunto”… “los caballos son entrenados por postes… tú debes entender de qué son ellos capaces y los postes te pueden ayudar a esto”… “algunos caballos pueden tener un buen final para 1⁄4 de milla, otros quizás solamente para 1⁄8 y algunos aún menos…pero la mayoría son capaces de darte un buen 1⁄4 de milla final”…

“Tú tienes que saber de qué son ellos capaces y usarlo… si terminas primero fue porque probablemente lo hiciste correctamente”. “Aunque aquí (Norteamérica) todos los postes son iguales, no sucede lo mismo en otros países.. tú tienes que conocer la pista…

En Europa te encuentras con pistas de una milla en recta… pero también puedes lucir como un tonto en una pista como Belmont Park…esta es una pista de 1 1⁄2 milla y los postes son algo diferentes”… “el poste de los 6 furlongs está ubicado donde se encuentra el poste de 1⁄2 milla en otras pistas… tú giras el codo y puedes pensar que estás a 1⁄4 de milla de la raya, pero no, es importante saber dónde cada poste está ubicado”.

Entrenadores y jinetes traqueadores también dependen y deben conocer la pista y la ubicación de los postes perfectamente. Millie Ball, una “exercise rider” por más de diez años, comentaba al respecto. “Cuando tú recibes las instrucciones del entrenador antes de comenzar el ejercicio, los postes son como la equis X en tu mapa de la pista”. El entrenador puede decirte “llévatelo en sentido contrario hasta el poste de 1⁄4 de milla”… “allí le das vuelta y entonces comenzará el trabajo.. ese es tu punto de partida”.

Los postes blancos con franjas rojas coinciden con el 1⁄4 de milla, la 1⁄2 milla, los 3⁄4 de milla y la propia raya. Estos postes, marcan o coinciden con los “Points of Call” o los puntos donde se registra el tiempo parcial o la fracción que genera el líder de la competencia

Para Trevor Denman, que ha narrado las carreras en Del Mar por más de treinta años, “los postes significan mucho durante una carrera, es allí donde todas las cosas pasan”. “Imaginemos una carrera de una milla, los caballos arrancan y comienzan a ubicarse mientras recorren los primeros 400 metros y alcanzan el poste de los 3⁄4 de milla, ahora los jockeys tiene su posición y la mantienen”.

“Tú vas observando el tiempo y al alcanzar el poste de la 1⁄2 milla, algunos empezarán a presionar si consideran que el tren es muy lento”. “Entonces alcanzan el poste más importante el de los últimos 400 metros ó 1⁄4 de milla. Allí es donde toda la acción pasa… tú veras como algunos comienzan a despegarse y si tienen suficiente energía, no los alcanzarán… sin embargo si vienes en la punta pero ya algo cansado, será allí donde empieces a quedarte atras… tú puedes decir en el poste de 1⁄4 de milla quienes van a decidir y quienes no”.

“Cuando alcanzas los 100 metros finales, el último 1/16 de milla, si el jockey al frente trae un caballo ya cansado, rogará por llegar a ese punto”. “Yo trato de hacer referencia a los postes durante la narración… si tú dices faltan 200 metros para el final, 1⁄8 de milla, y se te vienen acercando, sufrirás hasta que tu caballo logre el triunfo… al contrario si digo 1⁄8 de milla para el final y luce inmenso, entonces te sentirás tremendamente bien.. al final todo tiene que ver con los postes”.

Por último está el poste que marca la milla ó los 1,600 metros, sin embargo éste no se conoce o se llama de esa manera. Este poste “the wire” o “la raya” o la meta es el más importante de todos, tal como comenta el jockey Kent Desormeaux…” No nos olvidemos del poste que está en la meta, éste es uno de los más importantes, especialmente en las tardes (refiriéndose al momento del día en que ocurren las carreras)…cuando tú logras cruzarlo primero es quizás el más importante de todos”.

Es muy posible que la mayoría de fanáticos a las carreras conozcan muy bien este tema, pero otros quizás no están tan claros del papel que cumplen los postes para marcar, ubicar y determinar puntos y distancias, así como establecer velocidad o intensidad durante el ejercicio o la carrera.

Éstos quizás ahora puedan ver y seguir una carrera de una manera diferente, entendiendo mejor lo que está sucediendo y lo que está por suceder, pareciera ser un tema simple, pero definitivamente, como decían algunos de los profesionales que dieron su opinión sobre el tema… “al final todo tiene que ver con los postes”.

Enrique Castillo @dormellostud

www.elcaballodecarrera.com

Entrenadores y jinetes traqueadores también dependen y deben conocer la pista y la ubicación de los postes perfectamente

 

MV Enrique Castillo

El autor es un estudioso del caballo de carrera, su pedigrí y los patrones paralelos de cruzamiento, así como asesor en la selección y evaluación de animales para la compra a nivel de las ventas y fundador del website www.elcaballodecarrera.com y la guiadelhandicapper.blogspot.com

Colaboración Especial para Revista “A Caballo”   

MV Enrique Castillo (Texas, EUA)*

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*